>

En estos días, llego a mis manos un folleto, informativo sobre la necesidad de Calcio y vitamina D, durante el embarazo.

Esta información me pareció bastante completa, pero voy a resaltar 2 párrafos: 1.- En todas las embarazadas, existe una innata preocupación por consumir calcio con vitamina D, durante un período tan importante en la vida de una mujer. Esta preocupación, es transmitida al obstetra, quien será el responsable de recomendar las mejores fuentes alimenticias y los mejores suplementos para cubrir las necesidades de estos dos elementos durante la gestación.

2.- Evite utilizar aquellos preparados de calcio “naturales” que contienen concha de ostras, alimento de huesos y dolomita porque pueden estar contaminados con plomo, aluminio u otras sustancias tóxicas que pueden ejercer un efecto nocivo sobre el organismo y sobre todo durante el embarazo.

Fue este segundo párrafo el cual, llamo mi atención, hasta donde nos afecta la contaminación de los mares? También debemos tener cuidado al consumir pescado puede estar  contaminado.  Mi llamado es, para esa grandes empresas, causantes de contaminación a gran escala en los mares, a todos nos afecta, a mediano o largo plazo, evitemos la contaminación de ríos y mares.