>

El dugongo (Dugong dugon) es el sirenio actual de tamaño más pequeño y el único representante de su género, y el único miembro sobreviviente de la familia Dugongidae, que incluía también a la vaca marina de Steller. Además del tamaño menor (3 metros de longitud y 200 kilos de peso) se diferencia de los manatíes en la forma bilobulada de su aleta caudal, semejante a la de un cetáceo, la presencia de restos rudimentarios de las extremidades posteriores en el esqueleto (no visibles desde el exterior), su pelvis más primitiva y su peculiar dentición. Los adultos carecen de molares y usan unas placas córneas para triturar el alimento; además de ello, los machos presentan un par de incisivos salientes análogos a los de los elefantes.

Amenazas
Su carne y grasa son muy apreciados en los mercados del Océano Índico, razón por la cual ha sido perseguido despiadadamente en muchas zonas. A esto hay que añadir los accidentes con las hélices de las barcas motoras y los casos en que quedan enredados en las redes de arrastre. Debido a esto, su población se ha resentido en muchas zonas y sólo ha mejorado en aguas cercanas a Australia debido a una protección gubernamental más eficaz. Aparte del hombre, los dugongos cuentan con los tiburones y orcas[4] como únicos depredadores

Fuente: Leer más Wikipedia